viernes, mayo 19, 2017

Geografía de España en el Antiguo Régimen



Geografía de España en el Antiguo Régimen

PLANO GEOGRAFICO DE ESPAÑA, INVENTADO Y ESCRITO POR D. PEDRO DE SALANOVA (AÑO 1792)

Castilla la Nueva
Divisiones: En las cinco Provincias de Madrid, Toledo, Cuenca, Guadalajara y Mancha.
Blasón o Armas: De azur, a una Corona imperial de oro con 8 diademas idem.
Capital: Madrid

Castilla la Vieja
Divisiones: En 5 Provincias de Segovia, Avila, Soria, Burgos y Rioja.
Blasón o Armas: De gules, a un Castillo almenado de oro, cerrado de azur, y mazonado de sable.
Capital: Burgos

Reyno de León
Divisiones: En 6 Provincias Valladolid, Leon, Palencia, Toro, Zamora y Salamanca.
Blasón o Armas: De plata, a un Leon de gules, coronado, lampasado y armado de oro.
Capital: León

Provincia de Estremadura
Divisiones: En 8 Partidos Badajoz, Mérida, Truxillo, Llerena, Alcántara, Soria, Cáceres y Plasencia.
Blasón o Armas: De azur a 2 columnas abrazadas por dos Leones de gules, y el PLUS ULTRA.
Capital: Badajoz

Reyno de Andalucía
Divisiones: En 3 Reynos, Sevilla, Córdova y Jaén, y el primero en 10 Tesorerías.
Blasón o Armas: De azur, a un trono de oro en que está sentado el Sto. Rey D. Fernando.
Capital: Sevilla

Reyno de Granada
Divisiones: En 6 Partidos, Loja, Motril, Alhama, Salobreña, Almuñecar, y Alpujarras
Blasón o Armas: De plata, a una granada abierta de gules, tallada y hojada de sinople.
Capital: Granada

Reyno de Murcia
Divisiones: En 5 Partidos, Villena, Segura, Cieza, Hellin y Chinchilla.
Blasón o Armas: De azur, a 6 coronas de oro, 3 de frente, 2 en flanco y 1 en punta.
Capital: Murcia

Reyno de Valencia
Divisiones: En 13 Gobiernos. Valencia, Denia, Alicante, Orihuela y otros.
Blasón o Armas: De gules a una Ciudad murada de plata y mazonada de sable
Capital: Valencia.

Principado de Cataluña
Divisiones: En 15 Veguerias, Barcelona, Manresa, Vic, Cerbera y otras.
Blasón o Armas: Esquartelada, al 1 y 4 de plata a la Cruz de gules; 2 y 3 de oro, a 4 palos de gules.
Capital: Barcelona

Reyno de Aragón
Divisiones: En 13 Corregimientos, Jaca, Huesca, Balvastro, Alcañiz, y otros.
Blasón o Armas: De oro, a 4 barras de gules; y por cimera un Dragon de oro
Capital: Zaragoza

Reyno de Navarra
Divisiones: En 5 Meriadades, Pamplona, Sanguesa, Estella, Olite y Tudela.
Blasón o Armas: De gules, a mas cadenas de oro elaboradas en Cruz en aspa y en orla
Capital: Pamplona.

Señorío de Vizcaya
Divisiones: En 3 Provincias, Vizcaya propia, Alava y Guipuzcoa.
Blasón o Armas: De plata a un Encina de sinople, y los leones de gules al tronco
Capital: Bilbao de Vizcaya, Tolosa de Guipúzcoa, Vitoria de Alava

Principado de Asturias
Divisiones: En Asturias de Oviedo, y de Santillana … Concejos
Blasón o Armas: Esquartelada al 1 de Castilla,2 y 3 de Galicia, y 4 de Leon
Capital: Oviedo

Reyno de Galicia
Divisiones: En 7 Provincias, Santiago, Coruña, Lugo, Orense, Tuy, Mondoñedo y Betanzos
Blasón o Armas: De azur, a un Copon de Oro, rodeado de cruces de lo mismo y el Orden militar de Santiago
Capital: Santiago

Reyno de Portugal
Divisiones: En 6 Provin. Extre. Entre Duero y Miño. Tras los montes, Beyra, Alentejo y Algarbes.
Blasón o Armas: De plata a 5 escudetes de azur, ligados de 5 bezantes de plata y orla de 7 casi de oro.
Capital: Lisboa

lunes, mayo 08, 2017

Libros castellanos y casrellanistas

Un enlace a una entrevista sobre 7 libros o 24 (contando los del año pasado) castellanos y castellanistas:



sábado, mayo 06, 2017

PNV (Producto Nacional Vasco) (Juan PabloMañueco)



Rimas para reír:
 
PNV (Producto Nacional Vasco)
o cuánto han costado los cinco votos peneuvistas
que necesitaba Rajoy para aprobar los Presupuestos de 2017
 
 
A Gonzalo Martínez Díez, que allá por los 70 escribió un revelador y detenido estudio económico, titulado “Fueros sí, pero para todos”, que señalaba la extraordinaria presión fiscal que ha soportado Castilla, desde el siglo XVI a nuestros días, una de las causas esenciales de nuestro hundimiento, comparándola con las ventajas fiscales de las provincias vascas –o Provincias Exentas-, causa también de su superdesarrollo durante esos mismos siglos.
 
 
 
I. Las cifras
 
 
Me hablan de 1.400 millones de euros
más otros 500 en inversiones directas nuevas.
No me parece mal, PNV, es vuestro juego
y los euros que le sacas al Estado, esos que te llevas.
 
No me parece mal, PNV, es vuestro juego.
 
Lo que no quiero después es que me toquéis los huevos
hablándome de que son víctimas vuestras tierras,
¡qué vais a ser víctimas si lleváis siglos creciendo con estos métodos!
En el XVI, XIX, con Monarquía o con Franco vuestras ideas viejas
 
 
son sacar mucha más tajada que los otros pueblos…
¡Y bien que la habéis sacado apuntándoos a unas cuentas
más favorables que las de los demás pobres pecheros!
¡Lo que ha tenido que pechar siempre Castilla por las prebendas vuestras!
 
No me parece mal, PNV, es vuestro rentable e insolidario juego.
 
 
II. Lo que no soporto
 
 
Lo que no quiero después es que me toquéis los huevos
hablándome de que son víctimas vuestras tierras.
Me dicen que vuestro AVE conocerá un caro soterramiento
cuando pase por Bilbao y Vitoria, para que no vaya por fuera.
 
III. La discriminación que sigue, siglo tras siglo
 
¡Sabed que en Guadalajara, no tenemos AVE ni por fuera ni por dentro!
¡Nos parte la provincia para comunicar Madrid con la catalana tierra,
pero a Guadalajara no baja, lo han dejado en un monte para que monten los conejos!
¡A tantos kilómetros de la ciudad que es un escándalo viero!
 
No. No me parece mal, PNV, es vuestro juego.
Es un juego insolidario, que explica vuestro superdesarrollo y es un juego muy viejo.
 
Pero, puesto que todos hemos de saberlo y ya lo sabemos, lo acepto.
 
Lo que no quiero después es que me toquéis los huevos,
hablándome de victimismos y negando vuestros históricos privilegios.
 
 
IV. Una pequeña solución concreta
 
Y el PNC (Producto Nacional Castellano), ¿dónde está, mis coterráneos compañeros?
¡O un pequeño ramal que enlace el AVE con la ciudad, aunque sea por fuera de la tierra!
 
 
V. Cada voto, 500 millones de euros, este año
 
P.D.:  Algunos analistas han efectuado el redondeo
y calculan que cada uno de vuestros cinco votos sotierra
500 millones de euros, este año. ¡Pues no es mala inyección extra de dinero!
 
¡Año tras año, Régimen tras Régimen, siglo tras siglo así va la sierra
de maravedíes, ducados, pesetas y de euros
que han hecho densa una que no puede llamarse grande tierra,
pero donde ya no se cabe a causa de estos privilegios tan viejos!
 
 
VI. Para fueros castellanos… los de todos.
 
Porque no me digáis que vosotros –y los demás no- tenéis derecho a fueros,
porque más viejos y antiguos y nuestros eran los fueros de mi tierra,
y de hecho -hasta los vuestros, como bien sabemos- los concedía el rey de Castiella
que es el que signaba soberanamente los vuestros, como todos los fueros.
 
VII. Amo a Unamuno y a Blas de Otero
 
Por eso, yo os digo que amo a Unamuno, y a Blas de Otero,
y hasta he escrito mis modestas rimas en euskera,
pero no me digáis que es víctima de nada la tierra vuestra que hasta el AVE entierra
porque entonces sí que empezáis, rico PNV, ¡os los digo por mis fueros!
entonces sí que empezáis, falsarios e insolidarios del PNV, a tocarme un poco, mis secularmente cansados, y castellanos huevos.
 
 Juan Pablo Mañueco (2017)

martes, abril 25, 2017

DOMINGO DE REDENCIÓN (Juan Pablo Mañueco)


DOMINGO DE REDENCIÓN
 
(Esta Castilla es un pueblo)
 
 
 
 
Esta Castilla es un pueblo
de calles color de ruina.
pero eso en este momento
antes la historia ilumina.
 
Hay un campanario hueco
que el horizonte domina.
La campana noto menos.
Desde arriba no nos mira.
 
Esta Castilla es un pueblo
del color de antigua encina,
de pinos de siglos viejos
donde el sol pega de lleno.
 
Esta Castilla es un pueblo
sobre una suave colina,
donde no llegan a ciento
los que hoy el pueblo habitan.
 
Esta Castilla es un pueblo
agreste, en cumbre culmina,
donde sólo queda un viejo
que un pobre pitillo lía.
 
Esta Castilla es un pueblo
donde juventud emigra,
sólo la arruga del tiempo
por todo doquier nos mira.
 
Esta Castilla es un pueblo
sin mozos ni mozas: ruinas.
Parece los barrió el viento
que junto a ellos camina.
 
Esta Castilla es un pueblo,
que en una casa termina,
la casa del cementerio
es la única que se habita.
 
Esta Castilla es un pueblo
¿con la esperanza perdida?
¿sin amor que sea nuevo?
¿donde silencio crepita?
 
¡Esta Castilla es un pueblo
con su cultura infinita,
tanto el arte en ella hecho
que nada la difumina!
 
Esta Castilla es un pueblo,
lo quiera o no la política,
Esta Castilla es un pueblo
supera a quien la margina.
 
¡Esta Castilla es un pueblo!
¡Esta Castilla es un pueblo!
¡Esta Castilla es un pueblo!
¡Esta Castilla es un pueblo!
 
¡Su cultura lo redima!

Juan Pablo Mañueco (16-4-2017)

sábado, abril 01, 2017

Mandato imperativo (carta de Juan Pablo Mañueco)

mandato imperativo (carta de Juan Pablo Mañueco)


EL MANDATO IMPERATIVO: Prohibido por la Constitución, pero existente de hecho en España (en sentido contrario al democrático)




Una reflexión cultural y teórica sobre un asunto político, pero desde luego sin ningún tinte partidista, lo que estaría fuera de mis aficiones:




He leído en un blog ajeno, el análisis que entrecomillo más abajo sobre "el mandato imperativo" en España, prohibido por la Constitución, pero que "de facto" existe ante la vista de todos.




1. Es decir, que de facto todos los partidos se pasan la Constitución por el forro de sus caprichos y el arco del triunfo de su señorío. Los diputados están sujetos a la dictadura de sus cúpulas, ante las que no son señorías (sino siervos); los diputados sólo son señorías ante el pueblo, por lo que en realidad, en política, no hemos salido del Régimen señorial (previo a la Revolución francesa o a la Constitución de Cádiz).




2. Vivimos en una democracia formal (te dejan introducir cada cuatro años una papeleta en la urna, aunque luego las señorías electas harán lo que les dé la gana: mejor, lo que les de la gana a sus cúpulas). Pero realmente, el pueblo soberano no manda ni es soberano de nada. Como en cualquier régimen absoluto o dictatorial anterior.




3. La prohibición del "mandato imperativo" sobre el diputado (se refieren a la prohibición de que el pueblo o elector mande nada al diputado; porque ya hemos visto que las cúpulas de los partidos sí "mandan imperativamente" lo que les da la gana al pobrecito y servil diputado), es EL QUID DE QUE HAYA O NO DEMOCRACIA.




Por eso, todas las Constituciones pseudoliberales (en realidad, dictaduras de las cúpulas partidarias) españolas, desde la de Cádiz de 1812 hasta la actual de 1978 se ocupan de PROHIBIR el mandado imperativo al diputado (del pueblo al diputado, repetimos; no de sus jefes verticales de partido)... Sólo con esa prohibición, que anula al pueblo, el legislador que incluye tal cláusula en la Constitución sabe que la DEMOCRACIA NO EXISTIRÁ, sino sólo un conjunto de promesas vacías.




Y por eso nunca falta, por entre medias del articulado, como perdida entre él, la cláusula ANTIDEMOCRACIA.




4. El mandato imperativo (del pueblo a sus procuradores: obligados estos a procurar LO QUE SE LES HABÍA ENCARGADO, y no otra cosa) fue la base de los procuradores históricos en Cortes de Castilla. Es la democracia. O para adjetivarla de alguna forma es la "democracia castellana". Y es, como acabamos de ver, la única forma de democracia REAL.




5/ Y eso, traducido al lenguaje de nuestros días, consistiría en que el PROGRAMA ELECTORAL fuera de obligado cumplimiento; al menos, las promesas principales; las cinco, las diez primeras del programa, por ejemplo.




6. Así que, partidos españoles o mundiales que quieran seguir el único camino posible hacia la democracia, ya lo saben: Que el "mandato imperativo" sea del pueblo a sus representantes dependientes, no de las cúpulas de los partidos a sus siervos en los Parlamentos.




Ese es el quid de la democracia... Y, si no, no.




Aquí va un enlace donde se exponen -mediante una comedia teatral bastante divertida- estas cuestiones y otras más:





 




Y ahora, el entrecomillado ajeno -ciertísimo- que ha dado origen a mis reflexiones anteriores.




"El mandato imperativo y la disciplina de voto




No es ningún secreto que en España, así como en otros países, los partidos dicen a sus diputados qué, cuándo y cómo votar. Este hecho, aparentemente inocente, presenta unas consecuencias que, por su importancia, merecen ser señaladas: la primera es que desplaza el poder del Parlamento a las cúpulas de los partidos –los auténticos centros decisorios–, mientras que la segunda es que se está aplicando, aunque sea de facto, el mandato imperativo que prohíbe la Constitución es su artículo 67.2.




Por tanto, tomando este despropósito como punto de partida, ¿por qué no reducir los 350 escaños del Parlamento a tantos como formaciones haya representadas en él? De esta manera, bastaría con asignar a cada uno de los grupos de la cámara un número de votos equiparable al porcentaje de apoyos que obtuvo en las elecciones. Ese cambio, que al menos ahorraría algunos recursos, podría acometerse debido a que la deliberación parlamentaria actual es poco más que una mera escenificación".




Juan Carlos Calomarde García".




Por el artículo, en general, firmado:




Juan Pablo Mañueco